¿Imagináis tener en vuestra boda tantos fotógrafos como invitados?

En general nos gusta recordar, nos conmueve que una fotografía refleje un momento concreto de nuestra vida y tendemos a guardar con cariño y cierta solemnidad los álbumes de fotos de los interminables veranos de la infancia, los viajes con amigos, las reuniones familiares… Guardamos aquellos momentos que la posteridad y, sobre todo, el espacio en casa nos permiten.

Hoy en día, gracias a los smarthphones esa posteridad está tan al alcance de la mano, que tenemos al instante las fotos que queremos.

De alguna manera nos satisface recrear ciertos momentos de nuestra vida pero además, si entre ellos incluimos una boda, parece que ¡todos los recuerdos son pocos! Porque hablamos de ese trozo de biografía solemne, emotivo, romántico y único que una pareja de novios vive con una ilusión a prueba de preparativos y plazos.  Hablamos de un evento en el que ambos contarán a todos sus invitados que se quieren, se completan y son felices juntos.  Y, ante algo así, desde “La boda que quieras”, creemos que tiene sentido que las fotos de un día tan grande se conviertan en auténticos objetos de deseo. Por ello, nos dedicamos a crear APPS personalizadas para los novios, una herramienta destinada a facilitarles la vida y dar mucho juego el día B.

Además de otras muchas funcionalidades, gracias a la APP logramos que las fotos del fotógrafo oficial convivan con las que realizan los invitados. Familiares y amigos de los novios “armados” con sus smartphones ofrecerán a los recién casados el álbum extra oficial de su enlace, una versión amateur de la boda de un valor incalculable. Tantos fotógrafos y camarógrafos como invitados que podrán compartir desde la APP los selfies más ocurrentes, los vídeos más sorprendentes y en definitiva, todas aquellas fotos que sorprendentemente forman la crónica más cercana y emotiva de un día que no se parece ningún otro.